Tras la tutela presentada por la defensa del alcalde, Enrique Peñalosa, la Corte Suprema de Justicia, sentenció en segunda instancia que esta es improcedente, ya que la “Revocatoria es un mecanismo eficaz que sanciona la corrupción administrativa”

 

La Corte Suprema de Justicia, en la mañana de hoy, dejó en firme la sentencia emitida por el Tribunal Superior de Bogotá, el pasado 7 de junio, tras no considerar que hubo violación a sus derechos.

La Corte Suprema señala que la Revocatoria “es un mecanismo de participación ciudadana de origen popular, que confiere a los electores la posibilidad de controlar políticamente la conducta de sus representantes”, norma que no obliga a probar los hechos que fundamentan su inconformidad.

 

Por ahora no hay pronunciamiento oficial por parte de la Alcaldía, ni del CNE, quien tiene que dictaminar la fecha de la Revocartoria.