“Nadie sabe quién tiene que comprar esas 700 hectáreas y nadie sabe de dónde saldrían esos recursos, ni el tiempo para comprarlas si es dentro de 10 años, dentro de 20 o 50 años”, precisó Peñalosa.

 

El alcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa, señaló que hay expectativa sobre lo que pasará con 700 hectáreas de la Reserva Thomas Van der Hammen pues hasta el momento no se sabe qué entidad debe hacerse cargo de ella, de qué forma se debe hacer el proceso, ni cuánto costaría todo.

Según Peñalosa, las 700 hectáreas podrían tener un costo de 2 billones de pesos, pero advirtió que no hay certeza hasta el momento de dónde saldrían esos recursos.

Frente a la incertidumbre de si el Gobierno Nacional, el ministerio de Ambiente, la Car o el mismo Distrito deben adquirir o no este terreno, Peñalosa propuso que se tripliquen las hectáreas arborizadas de tierra pública lo que podría entrar una conexión entre los cerros y el río.

 

Fuente: RCN Radio.